MACA, una de las peludas que mas huella nos ha dejado.

28-11-13

 A Maca jamás la olvidaremos, llego deshidratada, agotada, debió de estar varios días sin comer y sin parar de andar, sus almohadillas estaban desgastadas, en cuanto llegó a la protectora lo primero que hizo fue acostarse a dormir, durmió durante dos días seguidos sin moverse, a partir de ahi, quiso agradecernos con creces, y lo consiguió, nos enamoró su forma de ser, lista, intuitiva, nos ayudaba a controlar a los cachorros, ya que era una estupenda mama, hoy es una perra feliz junto a su maravillosa familia, Maca fue y es una perra muy especial.